Jubilación/Edad Avanzada

A medida que el cuerpo envejece nuestras articulaciones comienzan a mostrar signos de desgaste, nuestros músculos se debilitan, y los nervios y los vasos sanguíneos pueden llegar a ser comprometidos, dando lugar a enfermedades y condiciones adversas en el organismo. Su cuerpo se adaptará a estos cambios de la vejez y aun así será capaz de curarse a sí mismo. La curación va siendo más lenta con el paso de los años. Ayuda en muchos trastornos de salud en las personas mayores, como en enfermedades crónicas degenerativas, artritis, artrosis, osteoporosis, toda clase de dolores musculoesqueléticos, y pérdidas de equilibrio y movilidad. Merece destacar su papel de soporte o coadyudante de la Medicina Convencional en las enfermedades crónicas y degenerativas. reducción de la morbilidad, de las visitas de urgencia, de hospitalizaciones, de uso de medicamentos, e incluso de la mortalidad, ayudando a que las personas mayores puedan tener una mejor calidad de vida y a valerse por sí mismas. Cumple una labor preventiva, trabaja positivamente sobre las estructuras corporales y en las funciones que estas estructuras realizan. Porque las personas mayores tienen muchos problemas que pueden disminuir su calidad de vida, y es importate el alivio del dolor, para mejorar la movilidad y para estimular el sistema inmunológico. mejora el equilibrio postural y previene de caídas en personas mayores, el incremento de la movilidad es el resultado de una mayor resistencia en las articulaciones y los músculos; estas estructuras logran alcanzar un rango más amplio de movimiento. El tratamiento puede ser combinado con los ejercicios que están orientados para la función de restauración.

El envejecimiento es un proceso natural y todos pasamos por ella; desde el momento en que nacemos nuestros cuerpos empiezan a envejecer. A medida que el cuerpo envejece nuestras articulaciones comienzan a mostrar signos de desgaste, nuestros músculos se debilitan, y los nervios y los vasos sanguíneos pueden llegar a ser comprometidos, dando lugar a enfermedades y condiciones adversas en el organismo. Su cuerpo se adaptará a estos cambios de la vejez y aun así será capaz de curarse a sí mismo. La curación va siendo más lenta con el paso de los años. Puede ayudar en diversas enfermedades comunes en personas de edad avanzada: dolor de cuello, hombros congelados o rigidez, dolor en la cadera, la rodilla, el muslo, la pantorrilla o también los problemas de la espinilla, dolor causado por la artritis, acúfenos(zumbido de oídos), ciática, rigidez en las articulaciones, problemas en los pies.

Tarifa única

45€

  • Entrevista personal (toma de datos)
  • Exploración y valoración de Fisioterapia & Osteopatía
  • Tratamiento (recomendado o elegido)
  • Recomendaciones de salud

Tarjeta regalo

Si quieres hacer un regalo especial, disponemos de tarjetas regalo para sorprender a quien más quieres.